La espuma física de baja expansión

91 486 20 00
La espuma física de baja expansión

En los edificios pueden producirse numerosos accidentes, por eso una empresa constructora en Madrid debe ser consciente de ellos a la hora de hacer un proyecto de nueva construcción o cuando hay que llevar a cabo una reforma. Uno de los peligros más importantes es el fuego, que puede acabar con los edificios más grandes. Un ejemplo de ellos lo pudimos ver hace años en el incendio de la torre Windsor.

Hoy en día es posible emplear diferentes sistemas contra incendios que resultan muy efectivos. Uno de ellos es la espuma de baja, media o alta expansión. Básicamente este sistema está basado en una mezcla de agua, un agente espumógeno y agua. Todo ello permite generar una espuma con un efecto muy parecido a la expansión que se crea en una mezcla de agua y jabón.

Podemos hablar de tres tipos (baja, media y alta expansión) teniendo en cuenta la expansión de la concentración del agente espumógeno. Normalmente se emplean para extinguir los incendios en los que hay riesgo por la presencia de agentes líquidos o sólidos que sean inflamables y combustibles. En concreto, las espumas de baja expansión tienen una naturaleza más líquida, y se usa para superficies bidimensionales, porque es una expansión reducida.

Los otros dos modelos están pensados para volúmenes tridimensionales, como depósitos o almacenes de líquidos inflamables. En el caso de que tengas que hacer mejoras en los medios de protección contra el fuego en un inmueble te recomendamos que hables con el equipo de una empresa constructora en Madrid.

Los profesionales de Arficom podemos ayudarte a proteger mejor tu inmueble. Si quieres consultarnos sobre nuestros proyectos o solicitar un presupuesto, puedes hacerlo sin compromiso

haz clic para copiar mailmail copiado